¿Por qué es importante reciclar?

Frente a los múltiples desafíos ambientales que enfrenta el planeta, las soluciones no solo deben provenir del más alto nivel de gobierno y directivas, sino también de la vida cotidiana de las personas que viven en el planeta.

Hoy en día, una de las prácticas más extendidas es el reciclaje, que se refiere principalmente a la clasificación de basuras y residuos, en función de las características del producto: materiales de fabricación, uso, grado de descomposición o impacto ambiental.

Millones de personas se dan cuenta de la importancia del reciclaje, y el reciclaje se ha convertido en uno de sus hábitos: reciclar en diferentes círculos, sectores o ámbitos todos los días.

Al mismo tiempo, existe mucha información en esta área, que se refleja en campañas publicitarias, programas institucionales, iniciativas pedagógicas, y muchos otros recursos que resaltan la importancia del reciclaje. Cuanto antes se inculque el hábito de reciclar, mejores resultados existirán.

El reciclaje es una de las actividades diarias más sencillas y significativas que podemos realizar. Es tan grande que cualquier miembro de la familia puede participar, incluso el más pequeño de la casa puede participar. ¡Anime a su hijo e hija a practicarlo!

POR QUÉ HACER DEL RECICLAJE UN HÁBITO

Sin embargo, no es suficiente clasificar los residuos y desecharlos en sus respectivos contenedores. Este trabajo, debe ir acompañado de elementos educativos que enfaticen las ventajas prácticas del reciclaje en nuestras vidas. El reciclaje es un acto personal, pero puede traer enormes beneficios al planeta si cientos de personas lo adoptan al mismo tiempo. ¿Cuáles son estas ventajas? ¿Por qué es tan importante el reciclaje?

1.- AHORRO DE MATERIAS PRIMAS Usar el mismo producto dos o hasta tres veces es de gran beneficio para el planeta, especialmente cuando están hechos de plástico, vidrio y otros materiales no biodegradables. Esto significa que evitamos producir más artículos de este tipo, evitando extraer las materias primas de las que están hechos. Dicho de otra manera: si reutilizamos ciertos productos, entonces no necesitamos demasiados recursos naturales.

2.- AHORRO DE ENERGÍA Al reutilizar los productos que consumimos, podemos ayudar a la industria a producir menos productos. Esto se refleja en la reducción del consumo energético de la empresa. Recordemos que la producción de electricidad está relacionada con el uso de recursos naturales.

3.- SE LUCHA CONTRA EL CAMBIO CLIMÁTICO Menos CO2 a la atmósfera: Al reducir el consumo de energía, podemos reducir las emisiones de dióxido de carbono y reducir el efecto invernadero. En otras palabras, reciclar en casa significa ayudar al planeta y ayudar a combatir el cambio climático. Menos contaminación del aire: Esto es importante si prestamos atención a la relación entre la calidad del aire y la salud. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), cuanto menor sea el contenido de dichos contaminantes, mejor será nuestra salud cardiovascular y respiratoria. Esto es algo a tener en cuenta, si pensamos en el tipo de aire que están respirando nuestros niños y niñas cuando juegan en los parques o las calles de las grandes urbes

4.- MITIGA LA CONTAMINACIÓN AMBIENTAL Cuando los residuos lleguen al vertedero, serán incinerados y producirán gases nocivos para el medio ambiente. Si reciclamos, habrá menos residuos en estos lugares y, por tanto, se producirán menos gases contaminantes. Expertos en este campo afirmaron que, si la mayoría de la población mundial adoptara el reciclaje de productos, reducir las emisiones de gases de efecto invernadero sería similar a reducir las emisiones de 2 millones de automóviles.

5.- REDUCE LA DEPENDENCIA DEL PETRÓLEO Cada tonelada de papel que reutilizamos puede ahorrar casi 4.100 kilovatios-hora de energía. En comparación con las latas nuevas, el consumo de energía de las latas de aluminio recicladas se reduce al menos en un 95%. Los beneficios son notorios. Para producir tales artículos, las empresas necesitan menos energía, que generalmente se deriva del petróleo, lo que ayuda a reducir los gases atmosféricos.

6.- FABRICAMOS PRODUCTOS NUEVOS Muchas cajas de zapatos tienen su origen en los tetrabriks, una llanta de neumático se puede fabricar con esas mismas latas de refresco que guardas en tu frigorífico, y ese forro polar que tanto te abriga tiene su origen en las botellas de plástico PET.

7.- GENERACIÓN DE NUEVOS EMPLEOS Se ha demostrado que la infraestructura necesaria para construir plantas de reciclaje en ciudades, municipios o regiones creará más puestos de trabajo de los que se generan actualmente mediante los métodos de incineración de residuos. Además, el proceso de reutilización será más económico que el actual, y podrá apoyarse en redes comerciales alternativas o en el mercado de materiales reciclados, donde también hay espacio para personas especializadas en este negocio. Esto último puede evitar el desplazamiento de millones de personas de sus lugares de residencia debido a crisis alimentarias, efectos nocivos sobre el medio ambiente y conflictos territoriales armados.

8.- EVITA LA DEFORESTACIÓN Volviendo al uso del papel, la reutilización del papel es una práctica que, aunque parezca trivial al principio, es de gran beneficio para el planeta. Utilizar menos papel significa reducir los árboles necesarios para la producción, aliviando así las molestias que ocasiona esta actividad, como la desaparición de especies animales, las sequías en determinadas zonas, la presencia de dióxido de carbono en el aire, y especialmente el desplazamiento de personas. áreas de siembra, agricultura, ganadería y otras prácticas afines, es decir, contribuye al equilibrio ecológico. Como puedes ver, la importancia del reciclaje es crucial.

RECICLAJE CON TUS HIJOS

Para introducir los hábitos de reciclaje a su hijo y/o hija, se recomienda que les proponga aplastar botellas de plástico, cartones de leche, y paquetes de cereales y galletas. A través de esta sencilla actividad, los involucrarás en las tareas del hogar y aprovecharás al máximo el espacio disponible en casa.

Reciclar es un gesto muy sencillo, debemos desarrollarlo como otro hábito cotidiano en la familia, e involucrar a nuestros hijos e hijas. Practicarlo todos los días, es una actividad positiva para los seres humanos y el planeta.

Tags: